jueves, 3 de enero de 2013

Más madera




Ante la situación por la que estamos atravesando, los griegos han decidido volver a la madera. Para quemarla. Porque tienen frío y hay que calentar las casas. Esto ha supuesto que ni los más viejos del lugar hayan visto unos índices de contaminación como los que se pueden ver en Atenas que triplican el límite de emergencia recomendado en su día por alguna institución sanitaria. La solución a esto, que es perfectamente extrapolable a España, la veo fácil. Tal como tenemos las cosas, esa misma institución sanitaria puede aumentar el índice de polución recomendado hasta cuatro veces más del actual, porque creo que los estados y las personas en crisis somos capaces de tolerar más altas dosis de putrefacción a todos los niveles. También en la ambiental. Vivir en crisis tiene sus ventajas, esta es una de ellas, que nos comenzamos a hacer más resistentes. No debe sorprendernos. Vivimos cerca de África que es zona donde se han hecho y se siguen haciendo todo tipo de atrocidades para asegurarnos el bienestar de nuestras sociedades y los africanos, los que sobreviven, son duros de pelar.




En la película “Los hermanos Marx en el Oeste”, tenemos a los protagonistas haciendo astillas su propio tren, para poder continuar un enloquecido viaje por unos raíles que en algún punto del recorrido es posible que los hayan vendido para comprar   ¡¡Más madera!! 


15 comentarios:

Beatriz Martín dijo...

Nos invita a refelxionar y tomar conciencia muy bueno, me gustó mucho , un abrazo.. te invito a qu epases por mi blog de poesía

http://beapoesiayletras.blogspot.com.es/

Mascab dijo...

Pues sí, más madera!!!

Al menos la madera, nos mantiene a flote en la inmensidad del mar....

Feliz año, amigo mío!!

PD
Un post para reflexionar.

silvo dijo...

Mítica película, en cuanto a lo de la madera espero no la cobren, saludos

Uno dijo...

Me pillas precisamente deshaciendo un armario de tres cuerpos para calentar el caldo.
Los que hemos conocido el brasero supongo que estamos mas preparados para lo que venga. También tenemos menos fuerzas para luchar. O sea que feliz año.


Aristos Veyrud dijo...

Ahora es patente la verdad, la globalización es la generalización de la miseria y no del bienestar como debería ser si los trabajadores del mundo se unen y mandan al derecho a ese 1 por ciento que cada día es más rico.
Saludos!!!

Jen Salvadó dijo...

Lo que no nos mata, nos hace más fuertes y también más listos. Lástima que el mármol que decora algunos bancos no sea inflamable...

Un abrazo

Rafa Hernández dijo...

La película genial, y tu post muy bueno amigo. Lo de quemar madera, para nada exagerado, fíjate que otra vez ha subido la luz, así que como haga un invierno frío, donde realmente hace frío, como para poner mucho la calefacción. Lo jodido es quemarla dentro de un piso, como vivimos la mayoría. Habrá que sacar el hocico de vez en cuando por la ventana para no asfixiarse. La madera que debe ser buena y con cojones para quemarla debe ser la de los escaños del Congreso de los Diputados, esa ardería de maravilla

Un abrazo compañero.

El Bueno de Cuttlas dijo...

Hay otra variante más castiza del mismo cuento, aquella que dice que Jaimito decidió vender la moto para poder comprar gasolina.

Muchos somos firmes marxistas, pero de Groucho, no de Karl.

Saludos

Mirella S. dijo...

También a considerar: más madera para calentarse, más deforestación, menos árboles... el ecosistema al diablo. ¿En qué círculo vicioso entró la humanidad? ¿Por dónde se sale?
Saludos

Eastriver dijo...

Destruirse para seguir viviendo, comerse a uno mismo para seguir alimentándose... Desolador todo; esperemos que en el 13 algo mejore. Algo al menos.

Fiaris dijo...

Para pensar y pensar,cariños

genessis dijo...

Más maderas...
siempre habrán ingeniosos que sabrán cómo conseguir aunque vayan quedando sin sillas y sin trenes...

Interesante entrada y reflexión.
Volveré a visitar tu blog.
Si me permites me anoto.

Saludos cálidos.

genessis dijo...

Más maderas...
siempre habrán ingeniosos que sabrán cómo conseguir aunque vayan quedando sin sillas y sin trenes...

Interesante entrada y reflexión.
Volveré a visitar tu blog.
Si me permites me anoto.

Saludos cálidos.

juan andrés estrelles dijo...

Aquí también están arrasando con todo. A ese tren tan moderno y digno de elogio, que era la tan exitosa y cacareada modernización del país. Lo están dejando en el chasis y hasta eso lo van a acabar por privatizar.

MARÍA LUISA ARNAIZ dijo...

Más de un cínico que gobierna habrá pensado: como la materia no se destruye... ¡más madera a estos tíos!
Una buena extrapolación
Saludos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...